Opinión

La verdad sobre el IBI y los preuspuestos

No ha podido ser. No ha habido un acuerdo y este año tampoco habrá presupuestos en Pinto. Puede sonar paradójico, pero durante los meses de negociaciones sobre los presupuestos casi de lo que menos se ha hablado ha sido de presupuestos. El protagonista absoluto en las negociaciones ha sido el tipo impositivo del IBI. Y, curiosamente, ese ha sido el principal motivo por el que no ha habido un acuerdo de presupuestos.Los presupuestos son una especie de declaración de intenciones, una guía de por dónde van a ir los tiros durante el año. Vamos a recaudar tanto y vamos a gastar tanto en esto y tanto en esto otro.

En realidad nada obliga a ejecutar los presupuestos tal y como están diseñados. Prueba de ello es que llevamos con los presupuestos de 2015 dos años ya, y no parece que el mundo esté más cerca que antes de terminar. Hay un mecanismo que se llama “transferencia de crédito” que permite pasar dinero de unas partidas a otras, si se aprueba en el pleno. Si no fuera porque el dinero para inversiones se congela, la existencia o no de un presupuesto no tendría mayor importancia. Son las inversiones y su plazo de ejecución lo que más afecta a los vecinos al no haber un presupuesto aprobado.

Tal y como estamos ahora, cada transferencia de crédito que el gobierno ha necesitado ha sido aprobada en pleno. Como el gobierno de Ganemos Pinto no es muy megalomaníaco, lo que se ha ido aprobando han sido cosas como más dinero para becas, dinero para las actividades de los mayores o dinero para que las asociaciones puedan usar el teatro. Así que ha habido poca oposición a ellas. Este es el panorama que a buen seguro nos espera hasta las elecciones de 2019.

Si se hubieran aprobado los presupuestos habrían pasado dos cosas: la primera es que ya daría igual aprobar o no otros presupuestos en el resto de la legislatura. En 2018 y 2019 podrían prorrogarse los presupuestos de Ganemos Pinto, con las partidas presupuestarias adaptadas a las necesidades del gobierno. Por esto, la segunda cosa que pasaría es que ya no sería necesario negociar cada una de las transferencias de crédito que se han ido realizando hasta ahora. Digamos que quedaría un camino asfaltado y con menos complicaciones para el gobierno durante la segunda parte de la legislatura. Aún con todo, creo que la oposición estaba dispuesta a ceder eso a cambio de la medalla de “nosotros hemos bajado los impuestos a los pinteños”, aunque hayan roto y vuelto a retomar las negociaciones en varias ocasiones. Básicamente, la bajada de tipo impositivo se traduciría en una bajada del IBI para muchos vecinos, y esa es una gran medalla que ponerse en la lógica neoliberal.

Pero esa medalla quedó en nada con el anuncio del gobierno de que bajaría el tipo impositivo del IBI independientemente del resultado de las negociaciones de los presupuestos. Un anuncio que pilló a contrapié a la oposición. En mi opinión estaría mejor que ese dinero se gastara con criterios sociales, pero la ley Montoro da poco margen de maniobra, y hay que decidir entre que el dinero lo tenga un banco o los vecinos. Básicamente, y gracias a las mejoras en la gestión que se han producido, es posible reducir el tipo impositivo en torno al 10%. De hecho, Ganemos Pinto ya planteó un abajada más modesta el año pasado, pero se encontró con el rechazo frontal del PSOE. Curiosamente el PSOE se ha unido al carro del IBI este año, proponiendo una bajada completamente irreal antes de romper las negociaciones.

¿Sabemos qué partidas había que modificar o incluir en los presupuestos, de Ciudadanos, PSOE y PP, que no ha aceptado Ganemos Pinto? No se molesten en buscarlas porque no existen. De lo único que se ha hablado en las reuniones ha sido del tipo impositivo del IBI. Al no tener tampoco la posibilidad de quedarse con esa medalla, lo único que queda es seguir intentando bloquear al gobierno.

Porque no nos engañemos. A los políticos de la oposición lo que menos le interesa es el bien de los vecinos. Por eso no habrá presupuestos en lo que queda de legislatura. Lo que sea para que Ganemos Pinto no repita en 2019.

¿Quieres recibir las noticias destacadas de La Voz de Pinto en tu correo electrónico?
Suscríbete a nuestro NEWSLETTER semanal

Los datos proporcionados se usarán para el envío por email de nuestro newsletter semanal y pasarán a formar parte del fichero de datos de Suar Consulting s.l. (lavozdepinto.com). Los datos podrán ser modificados o borrados en cualquier momento enviando un correo a redaccion-arrob-lavozdepinto-punt-com

Artículo anterior

El Juzgado revoca y deja sin efecto dos sanciones graves impuestas a una trabajadora de Aserpinto

Artículo siguiente

El Ayuntamiento de Pinto se persona como acusación en la trama Lezo

Kike Castelló

Kike Castelló

Escritor y bloguero a ratos, productor guionista y a veces director. Cofundador de Insolentes Bastardos, productora audiovisual gamberra. También Portavoz de Democracia Real Ya Madrid, ex presidente de mi comunidad y buena persona. Ahora número 10 en la lista de Ganemos Pinto para las próximas elecciones municipales. http://www.escaperos.org

2 Comentarios

  1. Valentin
    9 Junio, 2017 at 12:06 pm — Responder

    Raphael. Comentario fuera de contesto viniendo de ti, cuando tu eres parte interesada. Todo lo que haga Ganemos Pinto nuca es taras de acuerdo.

  2. Raphael
    8 Junio, 2017 at 10:21 am — Responder

    Lo que se ha pretendido desde Ganemos es ir cerrando en La Casita de Chocolate acuerdos puntuales con unos y con otros para que en torno a esos acuerdos Individualizados crear un programa que presentaría al pleno y que firmaría Ganemos como suyo para
    Lograr un apoyo “absoluto” de todos los partidos. O sea, me decís lo que queréis, lo medio-discutimos y las decisiones y las ideas las presento como mías a sabiendas de que me las vais a aprobar. Nada de debate público. Nada que pueda escapársele de las manos.
    Porque que yo sepa en ningún momento, según cuentan los demás partidos, a ninguna reunión, Ganemos se ha presentado con un programa detallado de cuentas para los próximos ejercicios..
    El mismo cuento del otro comentario pero al revés.
    Para que meditemos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.