Opinión

Sobre Reyes y Reinas

En los últimos días hemos asistido a una polémica en Madrid sobre la presencia de dos mujeres en las Cabalgatas de Reyes Magos de dos distritos de Madrid, Ciudad Lineal y San Blas, representando a dos de los Reyes Magos. Ante esta propuesta la derecha política y mediática han puesto el grito en el cielo y han atacado al gobierno municipal de Manuela Carmena acusándoles de acabar con las tradiciones navideñas católicas y de introducir ideas calificadas de “paridas” por parte de los concejales populares. Han incidido en el daño que se puede hacer a los niños al introducir una variante distorsionadora de la tradicional cabalgata y que rompería la magia de tal evento.

Curiosamente estas críticas han partido de los mismos partidos que aquí en Pinto pusieron el grito en el cielo exactamente por el asunto contrario. Aquí se planteó la posibilidad de que, por primera vez, el papel del Rey Baltasar fuese interpretado por una persona de raza negra para hacer más realista la Cabalgata, así que como usar el evento como un elemento integrador más. Entonces se planteó un debate entre diversos colectivos sobre la idoneidad del asunto, dado que la persona que hace ese papel lo lleva haciendo desde hace muchísimos años.

Los dos casos, siendo diferentes, tienen dos puntos en común. El primero es que las dos ideas partieron de las asociaciones a las que ambos equipos de gobierno, el de Madrid y el de Pinto, dejaron la organización de las Cabalgatas. Fueron ellas y no otros, quienes propusieron los cambios en la representación de los Reyes Magos. El segundo es el aprovechamiento que desde la derecha han querido hacer en ambas localidades, intentando atacar tanto a Ganemos Pinto como a Ahora Madrid, azuzando a la gente tirando de supuestas transgresiones de las tradiciones.

Pues bien, este día 4 se celebraron en Madrid las Cabalgatas de los distintos distritos de la capital, y contrariamente a lo que auguraban los defensores de las tradiciones y los agoreros del golpe en el pecho, no ha pasado absolutamente nada. Las improvisadas actrices han representado perfectamente su papel. Una de ellas, la de Ciudad Lineal, de hecho es de raza negra, con lo cual ha representado mejor inclusive el papel de Baltasar que en años anteriores donde fue un hombre de raza blanca pintado. Ni la tradición se ha visto violentada, ni los niños traumatizados.

En Pinto, en cambio, el Ayuntamiento tuvo que dar marcha atrás en la propuesta de las asociaciones ante las presiones de un sector del municipio azuzado por el mismo partido del golpe en el pecho, adalid de la tradición y del inmovilismo más rancio. Seguramente no pasará tampoco nada, y la magia de los Reyes de Oriente nos hará olvidar el hecho de que el Rey negro destiñe. Pero tampoco habría pasado nada si este Rey hubiera sido negro de verdad, o negra, porque los niños, a diferencia de nosotros, miran con el velo de la inocencia y el halo de magia no les deja ver esas pequeñas imperfecciones que tan a la vista están para algunos adultos.

¿Quieres recibir las noticias destacadas de La Voz de Pinto en tu correo electrónico?
Suscríbete a nuestro NEWSLETTER semanal

Los datos proporcionados se usarán para el envío por email de nuestro newsletter semanal y pasarán a formar parte del fichero de datos de Suar Consulting s.l. (lavozdepinto.com). Los datos podrán ser modificados o borrados en cualquier momento enviando un correo a redaccion-arrob-lavozdepinto-punt-com

Artículo anterior

El laberinto de los pactos

Artículo siguiente

El Centro Cultural Trilce comienza el año con diversas e interesantes actividades

Carlos Barrero

Carlos Barrero

Inconformista por naturaleza. Defensor de causas perdidas. Activista sindical y militante de MIA Pinto y Ganemos Pinto. http://www.cabalarojo.blogspot.es

Sin comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.