EntrevistasPolítica

“Sentir la solidaridad es de las cosas más bonitas que te pueden pasar”. Entrevista a Carlos, Nieves, Reyes y Pablo tras cinco meses de su despido

 

Hoy, día 9 de octubre, se cumplen 5 meses desde que Carlos Aguado, Nieves Escorza, Pablo Leal y Reyes Cañete, recibieran en sus casas una notificación que les informaba de su despido del ayuntamiento de Pinto tras más de 24 años de trabajo. Un despido firmado en solitario, mediante decreto, por la alcaldesa de Pinto, Miriam Rabaneda. Solitario porque no contó con la firma de la secretaria del ayuntamiento ni con informes del departamento de Recursos Humanos ni con un informe de la intervención del ayuntamiento de Pinto.

¿Cómo vivisteis el pasado día 9 de mayo?

Carlos: Es algo que no intentado revivir mucho. Lo que más me fastidió fueron las formas, porque nosotros desde nuestra actividad sindical nunca las hemos perdido. Salí de trabajar, aproveché para ir a comprar y cuando llegué a casa y vi que estaba la policía en mi casa, me resultó muy duro. Fíjate mi ignorancia que cuando me lo dijo mi hija pensé que habían venido a traernos unos expedientes de la mesa de negociación que estábamos cansados de pedir y que nunca nos los daban. Cuando empiezas a leer algo que te ponen delante y ves la palabra despido, sentí un bloqueo. Era algo tan alejado de lo que podías pensar en ese momento que me quedé flasheado.

Pablo: La primera noticia que tuve fue a través de Carlos y pensé que era una broma de las suyas. Cuando a los 10 minutos abre mi hijo la puerta y me dice: “Papá, la policía”, supe que era cierto. A continuación sentí indignación y cabreo.

Nieves: El viernes 9 de mayo me despedí de todos mis compañeros de trabajo con una sonrisa como cualquier viernes. Cuando llegué a casa, después de hacer la compra, Carlos me llamó por teléfono y me dijo que estuviera atenta por si llamaban a mi puerta. No habían pasado ni 5 minutos cuando sonó el timbre y eran dos policías locales. No fue una primera impresión. Los estaba esperando. Recogí la notificación, la firmé y los compañeros me dijeron que lo sentían, yo les contesté que no lo sintieran, que estaban haciendo su trabajo. A continuación subió mi hija y me preguntó que si habían venido unos policías a casa. Le dije que sí, pero que no se preocupara, que mamá no había hecho nada malo.

Reyes: La semana del día 9 fue una semana personalmente dura y llegué a casa muy cansada. Terminé de comer y me tumbé un rato. Mi marido me despertó y me dijo que habían unos policías en la puerta. Yo no entendía nada. Me preguntaban por mi nombre y por mis apellidos y en ese momento yo no sabía ni cómo me llamaba. Les pregunté que si había más despidos y me dijeron que no me podían contestar. Cuando recogí la notificación-que no pude leer hasta pasada una semana-, no fui capaz de firmarla porque sufrí un ataque de ansiedad. Lo siguiente que recuerdo es ver al PIMER en mi casa.

Carlos Aguado Hípola. Programador Informático.

Carlos Aguado Hípola. Fotografía: Mario Coronas.

¿Cuáles creéis que fueron los motivos reales del despido? 

Tenemos claro que en el caso de Pablo fue una persecución política y en el caso de los cuatro, una persecución sindical. Hemos tenido la desgracia de dar en Pinto con gente muy intolerante, a todos los niveles, incluso a nivel laboral.

Para gente así, cualquier cosa que no sea asumir su palabra es una falta de respeto. Tienen un carácter excesivamente paternalista de las instituciones, se creen que son suyas.

Las causas han sido esas, porque si hubiesen sido verdaderamente causas organizativas, se tendrían que haber puesto en contacto con los sindicatos y los despidos habrían pasado por el departamento de recursos humanos del ayuntamiento para buscar una solución, acciones que no han hecho.

Anteriormente, cuando el ayuntamiento ha necesitado cubrir vacantes, hemos sido nosotros los que nos hemos dispuesto abiertamente a ocuparlos. No han sabido dar explicaciones, y cuando alguien no es capaz de dar una explicación, es que no la hay.

Pablo Leal Rodríguez. Fotografía: Mario Coronas

Pablo Leal Rodríguez. Fotografía: Mario Coronas

La coincidencia entre los cuatro, que a parte de compartir espacio físico en las dependencias municipales, es que los cuatro pertenecemos a EPS. EPS es un sindicato que nació hace un año y medio tras el encierro de trabajadores en la biblioteca Javier Lapeña. Empezamos a movernos mucho y denunciando cosas y prácticas que no nos gustaba cómo se hacían en el ayuntamiento, pero siempre de una forma cordial, respetuosa y por escrito. Parados como sindicato no hemos estado, pero no tenemos que arrepentirnos de nada que hayamos hecho.

Creemos que el tiempo se les echaba encima. El gobierno municipal ni siquiera nos ha reconocido como sindicato, ni se nos contesta a los escritos, ni se nos ha entregado la documentación que hemos solicitado y ni siquiera se nos ha dejado tener un tablón sindical- algo que se nos reconoce en la ley-. Sin embargo, en diciembre hay elecciones sindicales y por nuestra forma de ser estábamos atrayendo a mucha gente; les incomodamos desde fuera y no nos querían en el Comité de Empresa. Creemos que eso fue lo que les empujó a echarnos a la calle.

 La alcaldesa de Pinto ha afirmado que para evitar los despidos se os ofreció una reubicación, a Pablo como conserje y a Nieves, Carlos y Reyes en la biblioteca. ¿En algún momento el gobierno local os ofreció una reubicación para así evitar vuestro despido?

Carlos: si eso hubiera sido cierto, no hubieran soportado estar en un pleno callados ante las mociones presentadas por todos los grupos de la oposición.

Pablo: No, además no me lo podrían ofrecer porque mi puesto de trabajo lo está haciendo una persona externa al ayuntamiento.

Nieves: Rotundamente no, nunca me ofrecieron nada. Yo era la responsable del departamento, y en caso de haberles ofrecido algo a mis compañeros lo hubiera sabido.

Reyes: No, y además, si hubiesen tenido ese as en la manga lo hubieran sacado en el pleno y hubieran desmontado allí mismo a la oposición. Se podrían haber inventado algo mejor, ya que cuando no han tenido gente para trabajar, Carlos y yo hemos estado trabajando en el biblioteca, por lo que no hubiéramos tenido ningún problema en aceptarlo, pero en ningún momento se nos ha ofrecido, ni eso, ni ninguna otra cosa.

Reyes Cañete. Auxiliar administrativo.

Reyes Cañete Lezcano. Fotografía: Mario Coronas.

Los cuatro añaden que si vamos al primer pleno en el que se trató este tema, una de las respuestas de Salomón Aguado-concejal de Hacienda y Recursos Humanos- fue que no había posibilidad de recolocación. También argumentan que nadie les avisó que el departamento fuera a desaparecer.

Por último, Reyes añadió que

“en pleno siglo XXI es un poco difícil argumenta que el departamento de nuevas tecnologías no es necesario en un ayuntamiento”.

¿Qué acciones legales habéis tomado desde que se produjo el despido? ¿Cuál es la situación actual?

Llevamos el caso al juzgado de lo social. Ya no solo para recuperar nuestros puestos de trabajo sino que queremos recuperar nuestra dignidad. No nos hemos cerrado la puerta a que una vez que los juzgados digan lo que tengan que decir, continuemos conjuntamente como sindicato.

Ya hemos recibido las citaciones para los cuatro juicios. Se celebrarán en enero el de Nieves, en marzo el de Pablo, en mayo el de Carlos y en junio el de Reyes.

Esperamos conseguir la nulidad, queremos recuperar nuestro trabajo. Hay material más que suficiente y por más de una causa. Quien más va a sacar provecho van a ser los ciudadanos de Pinto, los abogados nos han dado a entender que la improcedencia es segura por la forma, ni siquiera tuvieron la decencia de hacer bien los despidos, y eso puede ser medio millón de euros lo que le costaría a las arcas municipales.

Nieves Escorza Muñoz. Fotografía: Mario Coronas

Nieves Escorza Muñoz. Fotografía: Mario Coronas

¿Qué acciones a nivel social habéis emprendido?

Las acciones sociales empezaron la misma tarde del 9 de mayo. Cuando Reyes salió de urgencias vio que había un grupo de unas 20 personas que creció hasta llegar alrededor de las 60-70. En ese momento los cuatro éramos incapaces de pensar, las acciones surgieron de la gente que se movió y lo hicieron en la calle.

No sabéis lo que fue llegar el lunes siguiente al salón de plenos y encontrarte a muchos compañeros y vecinos vestidos de negro. Estamos acostumbrados a que a la gente que trabaja en el ayuntamiento les cuesta moverse, pero en ese momento se tomó conciencia de la injusticia y de las formas.

Desde EPS se plantearon movilizaciones a nivel sindical, y lo que más nos ha sorprendido y emocionado es ver los movimientos sociales que ha habido entorno a nuestro despido. Los primeros sorprendidos fuimos nosotros, y los segundos ellos (refiriéndose al PP).

El PP no esperaba esa repercusión, por eso nos despidieron un viernes, pero tenemos el firme convencimiento de que las movilizaciones consiguieron paralizar otros despidos que estaban programados.

Cinco meses después, el movimiento sigue siendo el mismo. Nos llena mucho más, porque al principio que la gente se mueva por inercia es lógico, pero tras 5 meses es difícil y sigue ocurriendo con la misma intensidad.

La campaña de enviar a la web www.despedidosxppinto.com fotografías de la camiseta negra que se hizo en vuestro apoyo, ¿Cómo surgió? ¿Cuántas fotos os han llegado? ¿Creéis que la gente se ha volcado en vuestra causa?

La campaña surgió cuando se envió una primera fotografía de broma, pero cuando la gente, espontáneamente, empezó a enviar sus fotos, decidimos abrir una galería.

Todo movimiento necesita un símbolo, y en este caso, han sido las camisetas. Es anecdótico que la gente se vaya de vacaciones y se acuerde de nosotros, pero es más anecdótico que la gente, para irse de vacaciones, se haya llevado la camiseta. Son detalles que emocionalmente nos dan mucha fuerza.

Nos gustaría conocer vuestro balance de estos cuatro meses de lucha. Lo más positivo y lo más negativo. 

Carlos: lo más positivo ha sido la solidaridad de la gente, hasta el punto que muchas veces hemos puesto en riesgo nuestra defensa jurídica para defender a nuestros compañeros. Lo negativo ha sido conocer que la maldad existe. Todos sabemos que existe, pero nunca la había sentido tan de cerca. Saber que esa maldad está en personas que tienen en sus manos el destino de mucha gente me da escalofríos.

Pablo: Lo mejor de estos meses ha sido la reacción de los compañeros, aún me emociona muchísimo. Jamás pensé tener el apoyo que estamos teniendo. Lo peor es la nueva situación en la que me encuentro, además de la injusticia y de ver que intentan echarte tierra encima.

Nieves: La mayor parte de los días me he sentido con mucha fuerza. La solidaridad de tanta gente que no me conoce de nada y de otros muchos que sí, me ha ayudado mucho. Te da fuerzas para luchar contra esta injusticia y para que no vuelva a pasar.

Lo más negativo fue el mismo día 9, fue algo inesperado y quizá algunos días, los menos, en los que es inevitable tener bajones de moral porque piensas que lo único que he hecho ha sido trabajar y buscar la sonrisa en el usuario.

Reyes: Lo más positivo, a parte del apoyo de la gente, es que he recibido respeto.

Me he sentido respetada porque cuando la gente te sigue apoyando durante tanto tiempo te respeta y porque sabe que lo que estás diciendo es verdad.

Lo más negativo, han sido muchos días en los que no te quedan fuerzas, aunque lo peor es que desde el día del despido me encuentro en tratamiento.

¿Qué acciones sociales y legales vais a emprender a partir de ahora?

Pues parece que serán sorpresa, porque la verdad es que no las proponemos nosotros. La mayor parte de las cosas que se han hecho, han sido ideas de nuestros compañeros, de sindicatos, de políticos y del tejido social.

Tenemos una página web www.despedidosxppinto.com en la que intentamos recoger toda la información de lo que está sucediendo y seguiremos recogiendo lo que está por suceder.

Curiosamente, la alcaldesa de Pinto, invitó a todos los vecinos a una exposición de fotografía de Carlos Aguado el pasado 2 de octubre en la biblioteca Javier Lapeña, lugar en el que surgió el movimiento sindical EPS. Nuestro encierro en esa biblioteca le costó el puesto a un concejal y eso es parte de lo que no nos han perdonado nunca. En ese momento supimos que unidos se consiguen cosas.

Lo único que sabemos que haremos será conmemorar cada día 9 como llevamos haciendo durante ya 4 meses.

Camiseta en apoyo a #DespedidosXPPinto. Fuente: www.despedidosxppinto.com

Camiseta en apoyo a #DespedidosXPPinto. Fuente: www.despedidosxppinto.com

La experiencia en Pinto nos dice que cuando un gobierno municipal ha tenido en contra a sus trabajadores municipales, nunca ha repetido mandato, ¿Qué opináis?

Estamos convencidos de que va a pasar y no solo por lo que nos han hecho a nosotros. No podemos olvidar lo que han hecho con lo trabajadores de Aserpinto y todo pasa factura. Esta gente nos trata como si fuéramos ganado y no se dan cuenta de que a parte de trabajadores somos ciudadanos y vamos a decidir. Somos trabajadores, pero tenemos mujer, marido, hijos, amigos, vecinos, primos…

En su día estaba calculado que entre los trabajadores se movían 3 concejales fácilmente. Sin embargo, los trabajadores municipales, por respeto, nunca han hecho campaña por un partido político.

Por último, después de estos cuatro meses, ¿qué tal estáis?

Carlos: Te engañaría que muy bien. Hay momento peores que otros. Lo único, el convencimiento de que con la verdad siempre se gana, a veces se tarda, pero se gana. Al final, cuando pase el tiempo y echemos la vista atrás nosotros podremos ir con la cabeza muy alta.

Pablo: Tienes temporada mejores y otras peores y creo que les va a pasar factura no tardando mucho. Confío en la justicia, creo que esto lo tenemos medianamente encauzado y que se va hacer justicia tanto con nosotros como con ellos.

Nieves: esta nueva fase la encaro con mucho ánimo, ahora que ya conocemos nuestras fechas de juicio. Confío en la justicia, creo que se tiene que hacer justicia.

Voy a dedicar mi tiempo en preparar la defensa, a seguir formándome ahora que tengo tiempo. También podré colaborar desinteresadamente con entidades sociales desde la libertad que tengo ahora al no estar trabajando en el ayuntamiento.

Reyes: a veces pienso que fue ayer y otras veces que creo que pasó hace mil años. Me cuesta tirar para adelante porque físicamente no me encuentro bien. Si esto me hubiese pasado y estuviera sola no se si hubiera podido salir de ello. Pero sé que voy a salir porque aun con medicación, todos los días me levanto, estoy activa y cuando algún día tengo peor cara siempre tengo a alguien que me da un abrazo. Sé que voy a poder con ello.

Los cuatro tienen muy claro que lo que están haciendo lo hacen en defensa propia, pues en la vida se les hubiese pasado por la cabeza hacer muchas cosas que han hecho y que van a hacer.

Por último, quisieron agradecer a todas las personas que les han apoyado, sin olvidarse de nadie: movimientos sociales, partidos políticos, medios de comunicación, sindicatos, compañeros…en definitiva, ciudadanos.

 

 

Artículo anterior

Tras reunirse con el Comité de Empresa de Bühler, el MIA vuelve a solicitar la convocatoria de la mesa de empleo de Pinto

Artículo siguiente

El Ayuntamiento de Pinto convoca para mañana la Mesa por el Empleo

Israel Sánchez

Israel Sánchez

Periodista y consultor de comunicación

2 Comentarios

  1. Juan Carlos
    9 octubre, 2014 at 9:54 am — Responder

    Somos muchos los que estamos con #DespedidosXPPinto, frente a las formas cobardes y mentirosas del Gobierno de Miriam Rabaneda. ¡Enhorabuena por la entrevista!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.