Sociedad

C-3 de Cercanías: La historia de tu vida y la solución

  • ¿Quiénes son los responsables de todo esto?
  • ¿Cómo podemos avanzar hacia una solución?

Madrugas, te vistes, desayunas, te preparas para salir y te diriges a la estación de trenes de Pinto para poder ir a la universidad o al trabajo. Has decidido levantarte a una hora determinada para que te de tiempo a coger el tren, de acuerdo con los horarios publicados para la línea C-3 de cercanías. Solo si coges ese tren podrás llegar a tiempo a clase o al trabajo sin tener problemas, puesto que el siguiente tren pasa demasiado tiempo después.

Llegas a la estación puntualmente, pero resulta que el tren no pasa; en la pantalla pone que le faltan 5 minutos. Vuelves a mirar la pantalla dos minutos después: ahora faltan 6 minutos. Si no fueras todos los días en un tren de la C-3, podrías llegar a pensar que el tiempo está corriendo marcha atrás o que estás delirando. Alrededor de ti hay una cantidad de gente tal que piensas que no vais a caber todos en el vagón, si es que llega.

Finalmente, el tren aparece, con 10 minutos de retraso aproximadamente, y el mismo número de personas dentro que fuera esperando para subir. Te subes como puedes y te encajas en un hueco entre tus compañeros de viaje para ir, no demasiado cómodamente, por decir algo, a tu destino. Sabes que vas a llegar tarde y no es culpa tuya, pero las consecuencias tendrás que gestionarlas tú.

Al terminar tu jornada, te dispones a coger el tren en Atocha para volver a casa. Estás sentado en el andén, contando trenes de la C-4 en dirección a Parla que pasan continuamente: “uno, y otro, y otro más, ya van tres” piensas. Incluso, en ocasiones, para desahogarte, lo tuiteas o lo compartes en Facebook o Instagram. Mientras esperas, ves a gente correr para alcanzar el tren de la C-4 y les odias un poquito, no es nada personal, pero te molesta saber que dentro de 5 minutos pasará otro de los suyos y tú llevas alrededor de media hora esperando. Al final, acaba llegando un tren en el que brilla “Aranjuez” y, de nuevo, te consigues subir gracias a tu sobrada experiencia en esto del Tetris de la C-3.

Me atrevo a decir que esta es la historia de la vida de la mayoría de gente que esté leyéndola. Presumo que estás leyendo esto porque probablemente eres vecino de algún municipio del Sur, como Pinto, Valdemoro o Ciempozuelos, y eres usuario de la línea C-3 de Cercanías RENFE. Además, puedo alcanzar a adivinar que vivir esto casi cada día te hace sentir rabia, impotencia y un fuerte arrepentimiento por la cantidad de tiempo perdido.

Los responsables

Vivimos en un país en el que es complicado conocer las competencias de cada actor político. Mucha gente no distingue qué es lo que puede hacer un Ayuntamiento, de qué es aquello de lo que se ocupa el gobierno de la Comunidad Autónoma o el gobierno del Estado. Sin embargo, ser capaz de identificar a los responsables de cada actuación es fundamental para el funcionamiento de la democracia.

Si no sabemos quiénes son los responsables de que los vecinos de la línea C-3 suframos la mala calidad del servicio cada día, no podremos hacer una buena rendición de cuentas. Para que una democracia funcione correctamente, los votantes tenemos que saber si nuestros representantes hacen lo correcto o no; al que hace lo correcto, le podremos volver a votar, mientras que dejaremos de votar al que lo hace mal. Así funciona la rendición de cuentas, es sencillo.

En este caso, debemos señalar a los gobiernos del PP de la Comunidad de Madrid y del Estado. El gobierno de Cifuentes y el de Rajoy comparten las competencias de gestión del servicio de Cercanías desde 2007. A la hora de rendir cuentas y exigir cambios, debemos unirnos para presionar a estos actores políticos. Se olvidan de que el sur de Madrid existe y tenemos que recordárselo.

Esto es especialmente importante porque yo, que vivo en Pinto, he tenido alguna vez que escuchar a viajeros quejarse de “lo mal que lo hace el Ayuntamiento con la C-3” (sic.). La gestión de la C-3 no es responsabilidad de los Ayuntamientos que, además, se han unido para pelear juntos una mejora del servicio.

Qué se ha hecho y qué hacer

Los Ayuntamientos de la C-3, entre ellos el de Pinto, han intentado por distintas vías, de comunicación y de presión, que se atendieran las demandas de los usuarios por parte de los gobiernos del Partido Popular. Sin embargo, el Ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, ha ignorado a los alcaldes de los municipios de la C-3, rechazando reunirse con ellos, a pesar de representar a más de medio millón de madrileños.

Puesto que el gobierno del PP nos ignora, el Alcalde de Pinto irá el 1 de diciembre, junto a los demás alcaldes de los municipios de la C-3, al Ministerio de Fomento para entregar una carta de reclamaciones. Los alcaldes denunciarán, entre otras cosas, las continuas averías, retrasos, la baja frecuencia de trenes y la necesidad de realizar obras en algunas estaciones de la línea.

Mientras tanto, los Ayuntamientos de la C-3 han lanzado una web para recoger todas las quejas de los usuarios y lanzárselas a RENFE: afectadosc3.org . Uniéndonos de esta manera ejerceremos una presión conjunta y más efectiva. Señalemos a los responsables y exijamos lo que justamente merecemos.

¿Quieres recibir las noticias destacadas de La Voz de Pinto en tu correo electrónico?
Suscríbete a nuestro NEWSLETTER semanal

Los datos proporcionados se usarán para el envío por email de nuestro newsletter semanal y pasarán a formar parte del fichero de datos de Suar Consulting s.l. (lavozdepinto.com). Los datos podrán ser modificados o borrados en cualquier momento enviando un correo a redaccion-arrob-lavozdepinto-punt-com

Artículo anterior

La Voz de Pinto acude al juzgado

Artículo siguiente

Myriam Millanes presenta su segundo libro en la Escuela de Música de Pinto

Javier Carrero

Javier Carrero

Estudiante de Derecho y de Ciencias Políticas en el Campus de Excelencia Internacional de la Universidad Carlos III de Madrid. Consejero de Podemos y candidato a las elecciones municipales con Ganemos Pinto.

2 Comentarios

  1. Domingo
    3 diciembre, 2017 at 1:10 pm — Responder

    Senos dice al usuario de la línea C 3 la puntualidad es de 96’59 y el que nos da la información es la Renfe, que vergüenza de Gorbenantes que tenemos, estos son los salvadores dela patria dela bandera de España. Aquí en Pinto el partido popular con su presidenta al frente Míriam Rabaneda en este caso dela Renfe están muy callados, eso si tiene la foto esta la concejala del partido popular de Pinto Rosa Ganso con el alcalde de Pinto y punto, estan muy calladitos en sus correos y Twitter no baya ser que caigamos en falta con nuestros jefes. De vergüenza cuando son cosas del gobierno de España y la Comunidad de Madrid los populares de Pinto solo miran para su partido y la realidad es esta. Míriam Rabaneda el sueldo que cobra delos Madrileños al rededor de 96.000 euros así y todo. Defenderán siempre asu partido, no mordera la mano de sus amos. Nunca estara con el ciudadano de Pinto.

  2. jagonlo
    1 diciembre, 2017 at 11:39 am — Responder

    La web es muy buena idea, pero que para usarla tengamos que poner nuestro gmail o Facebook es muy limitativo y desalentador.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.