Opinión

¿Cómo será el Pinto de 2023?

Esta semana Pinto tiene una cita con su futuro: la sesión de investidura. El próximo sábado, 15 de junio, del Salón de Plenos del Ayuntamiento saldrá una nueva composición municipal formada por 25 concejales, en lugar de 21. Pinto ha crecido y, en consecuencia, aumenta el tamaño de su corporación.

La entrada de VOX y Podemos, la caída de Unidas Pinto (antes Ganemos Pinto), el nuevo fichaje de Ciudadanos (que no fue suficiente), junto con la pérdida de confianza de los de Rabaneda y la recuperación socialista, con Diego Ortiz a la cabeza, son los protagonistas de este viaje de 4 años que está a punto de arrancar.

Pinto ya no es un pueblo: es una ciudad de más de 50.000 habitantes y eso, sin duda, va a marcar la vida pinteña hasta 2023. “Tenemos todo por hacer”, defendía el socialista y, previsiblemente nuevo alcalde, Diego Ortiz en campaña electoral. En efecto, así es. Pinto tendrá que enfrentarse a una serie de retos derivados del crecimiento del censo de la ciudad y de los años de paralización sufridos.

El aumento de la tasa de inseguridad ciudadana, las instalaciones deportivas abandonadas, parques y jardines descuidados, una UTE -que no Aserpinto- que llena a los pinteños de vergüenza por el estado de suciedad de sus calles, la llegada del verano con la vuelta, como todo apunta, a los malos olores o una mejora en el transporte público de la ciudad (autobús urbano, apeadero y línea C3) son tan solo algunas de las asignaturas pendientes de Pinto.

Esperemos que impere la sensatez y que las fuerzas de la oposición no bloqueen o paralicen una ciudad que tiene un sinfín de posibilidades para crecer y convertirse en un referente, como ya lo fue, para otros municipios. Pinto no se merece ese castigo, los pinteños tampoco nos merecemos un futuro anclado en el siglo XX. Tanto aquellos que han vivido aquí siempre, como los que escogieron Pinto para vivir, necesitan una ciudad con perspectiva de crecimiento y de futuro.

Como dijo el poeta alemán Goethe: “La inteligencia y el sentido común se abren paso con pocos artificios”. El Salón de Plenos será testigo de como 16 de sus 25 concejales toman posesión de su acta por primera vez, lo que supone que cerca del 65% de la corporación es nueva. ¿Estamos ante nuevos tiempos? Sin duda, el Pinto de 2023 será muy diferente al de 2019. Hagan sus apuestas.

Artículo anterior

El deporte también es femenino; charlas masculinidades y deporte en Pinto

Artículo siguiente

Se cierra la temporada pinteña del deporte con grandes éxitos

Casandra Lopez Marcos

Casandra Lopez Marcos

2 Comentarios

  1. Avatar
    Rosario
    13 junio, 2019 at 9:57 am — Responder

    Se dejan otros temas importantes en el tintero, la delincuencia y la ocupación ilegal de viviendas. Ya que con más habitantes ha crecido la recaudación en impuestos a ver si nos repercute en algo a los ciudadanos…. que ya está bien.

  2. Avatar
    Juan Diego
    12 junio, 2019 at 9:48 am — Responder

    Buen reportaje, enhorabuena. Refleja un sentir muy acertado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.