Opinión

Y ni sabios ni santos

  1. Y cae la noche, llueve corrupción en los cuatro costados de España y los ciudadanos empiezan a cuestionar a los políticos que les preocupa más la carta de vinos de los restaurantes en los que residen que las lágrimas negras de aquellos que no tienen nada que perder porque ya lo han perdido todo.
  2. Y, en la Antigüedad más antigua, las escuelas helenísticas apuestan por el sabio como modelo ideal de hombre que debe gobernar. En contraposición a las mencionadas escuelas, siglos más tarde, la religión católica se inclina por el santo que carga en su espalda con la bondad bondadosa a la que debemos aspirar el resto de mortales.
  3. Y ni sabios ni sa Únicamente, jetas de tomo y lomo. Así queda caracterizada la clase política que realiza viajes privados con cargo a los presupuestos generales del estado. La misma que compra vodka de cinco estrellas y besos de cachemira con las tarjetas opacas de lacajamadrid.
  4. Y los casos se suceden y el siguiente resulta más controvertido que el anterior: los Pujol que, con el sudor del 3%, ahorran miles de millones de euros en Andorra, los Griñán que se atragantan con tan sólo escuchar el nombre de Mercedes Alaya y los Granados y su séquito de la infancia a los que han cerrado las puertas de las casas consistoriales aquellos con los que días antes compartían mantel, puro y contrato por obra y servicio.
  1. Y ahora que, los de arriba, con su mejor sonrisa, inauguran farolas de diseño vanguardista en la mismísima estrella polar y carriles para bicicletas sin ruedas, resulta preciso distinguir el polvo de la paja.
  1. Y distinguir el polvo de la paja y la paja del polvo supone exigir responsabilidades a aquellos que mienten a treinta y tres revoluciones por minuto, a aquellos que meten la mano en la caja y permanecen indemnes, a aquellos que condenan a la miseria a los niños que guardan todas sus pertenencias en las bolsas de plástico de los supermercados más cercanos.
  1. Y siempre queda la maldita esperanza, y quizá la certeza, de que únicamente estamos a seis meses para que todo finalice. Y para que todo empiece. Y para que la ética se atrinchere en las instituciones públicas para detener a los tecnócratas que gobiernan en la sombra. Y, en definitiva, para que los ciudadanos sean los protagonistas de la política…
Artículo anterior

Cien nuevos contenedores de recogida de papel instalados en Pinto

Artículo siguiente

Pinto opina sobre la Operación Asfalto en 'El Vozifero'

Ángel Suazo

Ángel Suazo

Si los políticos nos hubiesen preguntado, les habríamos explicado cómo retumban las maldiciones de un padre que únicamente puede alimentar a sus dos hijos a base de arroz blanco y mortadela de aceituna... Miembro de Socialmente Activas y participando en Ganemos Pinto

Sin comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.